15 January 2020, 0 Comentarios

La arquitectura de bajo impacto ambiental

Así, aplicando el adjetivo sostenible a la arquitectura, englobamos dentro de este tipo de construcción a aquella que ha sido realizada con conciencia ecológica, no solo a la hora de su integración en el marco al que va destinada, sino también en la elección de los materiales y el impacto medioambiental que conllevará su creación.

 Foto Arquitectos Lucas y Hernadez Gil

Hoy en día la sostenibilidad es una corriente en auge. El reciclaje, la eliminación del plástico en el día a día, el diseño de moda a base de materiales naturales… son pocos los ámbitos en los que, de una u otra manera, el término no se ha convertido en un valor añadido.

Centrándonos solo en la arquitectura sostenible, es importante conocer que la reducción del impacto ambiental y la optimización de recursos a la hora de llevar a cabo un proyecto se verán reflejados también en la economía.

Esto no tiene por qué traducirse en un ahorro ‘sobre el plano’, sino en la reducción de gastos que un proyecto de arquitectura sostenible puede conseguir en una casa que, por ejemplo, esté construida teniendo más en cuenta las temperaturas y la orientación de la vivienda que la manera de ahorrar dinero a la hora de construir a fin de poder hacer más casas y ganar más dinero.

Este es el caso de esta vivienda con una inclinación hacia sureste cuya superficie esta cubierta con paneles solares y colectores.

Estos elementos, junto con la energía geotérmica de los pozos de energía en el suelo, satisfacen las necesidades energéticas de la casa.

Podéis ver el proyecto aquí.

A raíz de uno de los últimos reconocimientos otorgados por los Premios FAD de Arquitectura 2018, desde Anticuable sentimos la necesidad de investigar un poco más en este tipo de construcción, a fin no solo de conocerla mejor sino también de acercarla a nuestros lectores.

 

La sostenibilidad no es una ventaja que solo se pueda aplicar a nuevas construcciones, sino que también ha de tenerse en cuenta en rehabilitaciones.

De hecho, actualmente se debe considerar la rehabilitación de una vivienda o construcción ya edificada como una manera de ahorro de energía y materiales.

En esta rehabilitación, llevada a cabo por el arquitecto Arturo Sanz se mantuvieron los muros de tapial y los forjados del siglo XVIII.

Puedes ver todo el proyecto aquí.

Por suerte para todos, la conciencia es cada vez mayor entre las nuevas generaciones de arquitectos, constructores e interioristas y en la actualidad, se trata cada vez más que los recursos actuales disponibles empasten y encajen con los nuevos proyectos.

Foto: Marcela Grassi y arquitecta Benedetta Tagliabue.

En este otro proyecto de rehabilitación de una vivienda en El Cabañal, el arquitecto Arturo Sanz y David Estal han conseguido aunar el pasado, con la restauración de las carpintería de madera, el mosaico nolla y las baldosas y el reto de una eficiencia energética.

Podéis ver todo el proyecto aquí.

Por ejemplo en este otro proyecto los encargados de llevarlo a cabo, el estudio Superuse Studiosno solo utilizaron materiales reciclados sino que delimitaron la zona de recogida a un radio de 15 km para no aumentar mas los gases co2

En 1987 se utilizó por primera vez el término desarrollo sostenible.

En el Informe Brundtland  se define como "aquel proceso que satisface las necesidades del presente sin comprometer las necesidades de las futuras generaciones".

En una sociedad de consumo como la actual, la sostenibilidad choca de frente con una manera de vida en la que el ‘usar y tirar’ la obsolescencia programada y la urgencia por autosatisfacer necesidades creadas por compañías cuyo interés no es más que el beneficio económico, marcan el día a día de la población.

A pesar de que existen corrientes ecologistas que empiezan a sonar fuerte y de que parece que la conciencia con cosas como el reciclaje o la eliminación de los plásticos empieza a hacerse un hueco en la conciencia social, todavía son muchas las asignaturas pendientes de los ciudadanos de manera individual y los políticos –como representantes colectivos-  para conseguir que el respeto al medio ambiente en todos sus escalones deje de ser una moda para ser una realidad.

Actualmente en España son cada vez más los profesionales que aplican los ideales del desarrollo sostenible para sus proyectos y hoy queremos hablar del trabajo de algunos arquitectos y diseñadores que están respetando en sus reformas estos principios de sostenibilidad que hemos estado desarrollando y que, por tanto, parten del respeto a los ecosistemas y del cuidado a la calidad del medio a la hora de poner en marcha un proyecto.

Desde el Colegio de Arquitectos de Baleares se ha llevado a cabo ‘Life reusing Posidonia’, un proyecto de construcción de un edificio sostenible que cuenta con el alga del mismo nombre como material que, usado de manera moderada este alga seca, se convierte en un excelente aislante térmico y de sonido.

Fueron 14 viviendas con las que quieren contribuir al desarrollo de tecnologías innovadoras en el ámbito de la conservación de la naturaleza, al cambio climático con una construcción eficiente dirigida a reducir el consumo en la contaminación de la fabricación, en los residuos de obras y en la energía para calentar o refrigerar los edificios.

El proyecto se llama Life reusing Posidonia este proyecto intenta recuperar técnicas y materiales de la arquitectura tradicional y de la arquitectura local.

Según ellos, “los edificios contaminan: Cuando los construyes, por la fabricación de los materiales y la producción de escombros. Y cuando los utilizas, por la energía para vivir en ellos”.

La propuesta parte de la reducción en un 50% de la contaminación en la fabricación, en un 50% en la producción de residuos de obra y un 75% la energía necesaria para la obra.

Y entre las soluciones constructivas que se aplican esta el uso moderado de la Posidonia seca cono excelente aislamiento térmico y acústico.

Para las cubiertas reutilizaron la posidonia después de un proceso de secado.

Tal y como informan en su sitio web, esto se puede conseguir recuperando técnicas y materiales de la arquitectura tradicional, prescindiendo de los aparatos sofisticados que tan rápido se estropean y apostando por sistemas de baja tecnología.

Según ha explicado el arquitecto premiado Carles Oliver, en su encuentro con los estudiantes de la CEU UCH“Life reusing posidonia” es un proyecto arquitectónico cien por cien sostenible: reutiliza la posidonia sobrante que se seca en las rocas junto al mar o en la playa como recurso natural del entorno para aislar los suelos de la humedad; aplica técnicas de alfarería tradicionales en la cocción de tejas y ladrillos, con biomasa como fuente de energía renovable; usa suelos de cal y techos de madera, como en las casas tradicionales de la isla; reutiliza puertas y ventanas retiradas de otras construcciones… Aprovecha lo que sobra, como base para construir algo nuevo.  

 

Lucas y Hernández Gil han rehabilitado una casa extremeña del siglo XVIII como hospedería rural, recuperando su esencia original para adaptarla a un nuevo uso desde una perspectiva completamente contemporánea.

Se trata de una hospedería rural que se adapta con escrupuloso respeto a la arquitectura original, poniendo en valor y realzando todas las fortalezas originales perdidas con el paso de los tiempos.

La sostenibilidad es un termino ligado a la acción del hombre en relación a su entorno, se refiere al equilibrio que existe en una especie basándose en su entorno y todos los factores o recursos que tiene para hacer posible el funcionamiento de todas sus partes, sin necesidad de dañar o sacrificar las capacidades de otro entorno.

En resumen, el desarrollo sostenible o sustentable es un concepto desarrollado hacia el fin del siglo XX como alternativa al concepto de desarrollo habitual, haciendo énfasis en la reconciliación entre el bienestar económico, los recursos naturales y la sociedad, evitando comprometer la posibilidad de vida en el planeta, ni la calidad de vida de la especie humana

Y de vez en cuando hay que volver la vista atrás, a la arquitectura y construcción tradicional anterior a la revolución industrial, para recuperar sus técnicas y sus materiales tradicionales y locales en el arte de la construcción ya que la integración en el medio y el consumo eficiente de materiales y energía eran entonces cuestiones ineludibles ligadas a la mera supervivencia humana. 

Espero que os haya gustado leerlo tanto como a nosotras redactarlo y montarlo.

Quiero dar las gracias a Olivia Garofano, periodista por haber sabido escribir e interpretar mis palabras de una forma tan clara y tan limpia.... al final como dice el refrán "Cada uno es maestro en su oficio".

Textos: Olivia Garofano.

Biografía:

Proyecto life poseidonia.

Tectonica online

El imperativo de la sostenibilidad.